Bienvenido a Sector Ejecutivo, revista de Economía y Empresas / España, Nº 221 Mayo de 2017

Concepción Dancausa, delegada de Hacienda y Administración Pública del Ayuntamiento de Madrid

Juan Comas
 
La ciudad de Madrid vive la realidad de la situación económica española del mismo modo que cualquier otra. Ante los momentos de dificultad su Ayuntamiento intenta adaptarse a los requerimientos de dicha situación bajo un prisma de responsabilidad, austeridad y sentido común, haciendo especial hincapié en la actividad económica de la urbe, tomando medidas que agilicen los trámites de todas las nuevas empresas que impulsen la generación de empleo y adaptando la estructura de las empresas públicas al momento actual. Un plan de ajuste que también se extiende a su propia estructura, según nos explica la delegada del Área de Gobierno de Hacienda y Administración Pública del Ayuntamiento de Madrid y segunda teniente de alcalde, Concepción Dancausa Treviño. Además, el Consistorio está trabajando en el objetivo de acelerar los plazos de pagos a proveedores, fiel a su compromiso de favorecer el dinamismo económico de la ciudad.
 
El Ayuntamiento de Madrid ha anunciado un Plan de Racionalización del Sector Público y otro de la Restructuración de la Organización Municipal. ¿Cuáles son las líneas maestras de estos planes y qué objetivos persiguen?
Con el Plan de Restructuración vamos a intentar adaptar la estructura municipal a la situación económica actual. Hemos dejado de hacer cosas, por lo que necesitamos reducir personal. También va a estar orientado a ser más eficientes en la gestión y eliminar duplicidades. Incluso los nuevos contratos integrales de ciudades inteligentes que estamos a punto de convocar tendrán incidencia. El objetivo principal es crear una estructura más pequeña, más ágil, y un mejor aprovechamiento de los recursos. En cuanto al segundo tema por el que me pregunta, contamos con diez empresas públicas. No es, por tanto, un sector especialmente amplio. Nuestro objetivo es que cada vez reciban menos subvenciones del Ayuntamiento y que progresivamente vayan teniendo menos pérdidas las que las tienen. En resumen, adaptarlas también a la situación económica y hacerlas más eficientes.
 
¿Subirá los impuestos el Ayuntamiento de Madrid para hacer frente a la caída de ingresos y de esta manera poder seguir financiando los servicios que presta?
No. De acuerdo con el Plan de Ajuste, sí se actualizarán algunas tasas, y alguna de ellas incluso bajará. Es cierto que este año los ciudadanos comprobarán que el IBI experimenta un leve incremento en su recibo, pero lo cierto es que eso se deriva de la obligación de los Ayuntamientos de revisar, cada diez años, dicho impuesto de acuerdo al valor catastral.