Bienvenido a Sector Ejecutivo, revista de Economía y Empresas / España, Nº 222 Junio de 2017

Jaime Sánchez Revenga, presidente director general de la FNMT-RCM

Rosa Monedero
 
La Fábrica Nacional de Moneda y Timbre se crea en 1893. Bajo la Regencia de la reina Doña María Cristina, se funden en una nueva Institución de concepción más moderna y empresarial la Fábrica del Sello y la Casa de Moneda de Madrid, que ya venían compartiendo instalaciones desde 1861 en el edificio de la Plaza de Colón, dando como resultado la empresa que aún conocemos bajo las siglas FNMT. Previamente, en 1868, el denominado Gobierno Provisional presidido por el Duque de la Torre, además de establecer la peseta como Unidad Monetaria Nacional, había centralizado en la Casa de Moneda de Madrid la producción monetaria nacional, procediendo al cierre de las demás cecas españolas (Sevilla, Jubia, Segovia y Barcelona) que hasta entonces compartían actividad con la de la Corte. Desde esa lejana fecha de 1893 la FNMT, que desde 1999 será FNMT- RCM, Fábrica Nacional de Moneda y Timbre-Real Casa de la Moneda, ha continuado la labor de sus antecesoras desarrollando una relevante labor al servicio de las necesidades de la sociedad española. Actualmente Jaime Sánchez Revenga es su presidente director general.
 
Monedas, billetes, DNI, pasaportes y un largo etcétera. ¿Cree que los ciudadanos son conscientes de la permanente presencia que la Fábrica tiene en su vida diaria?
Seguramente muchos ciudadanos no son conscientes de la presencia de la FNMT-RCM en su vida diaria, pero ésta es constante: los principales hitos de la vida de los ciudadanos quedan anotados en los libros de Registro Civil que la FNMT-RCM elabora; a diario, realizamos pagos con monedas, billetes y tarjetas bancarias; siempre nos acompaña el DNI, que garantiza nuestra identidad y nos permite ejercer nuestros derechos, y el Carné de Conducir, que nos habilita para manejar vehículos a motor, que a su vez están debidamente registrados y controlados con el Permiso de Circulación, que también fabricamos en la Real Casa de la Moneda; como los Diplomas Universitarios, que acreditan nuestros méritos académicos, y los Certificados de Autenticidad y las Etiquetas de Denominación de Origen de muchos de los productos que consumimos. Los billetes de la Lotería Nacional y el Sello de correos son también productos tradicionales de esta Fábrica.