Bienvenido a Sector Ejecutivo, revista de Economía y Empresas / España, Nº 295 Febrero de 2024

Carlos Mazón, presidente de la Diputación de Alicante

Juan Comas

La provincia de Alicante es una de las grandes economías de España y Carlos Mazón, presidente de la Diputación de esta provincia, nos explica: “Las diputaciones estamos al servicio de los municipios. Somos el ayuntamiento de los ayuntamientos y contribuimos al desarrollo de la provincia de Alicante y de sus pueblos con inversiones destinadas a mejorar las carreteras y los caminos rurales, y a construir polideportivos, centros sociales y culturales y otras dependencias municipales. En ese sentido, impulsamos diferentes programas de inversión, como el Plan de Infraestructuras Planifica, dotado con más de 70 millones de euros, o los planes +Agua o +Deporte, que contribuyen a mantener un sector tan importante como el de la construcción y la obra pública y, por tanto, a generar empleo”.

¿Qué aporta la Diputación de Alicante a su provincia?
Garantizamos que los servicios lleguen a todos los ciudadanos y trabajamos para hacer de nuestra provincia un destino turístico único, al tiempo que potenciamos y respaldamos a nuestros sectores productivos, muchos de ellos líderes a nivel nacional.
Desde la Diputación de Alicante hemos estado ahí cuando más nos han necesitado nuestros ayuntamientos y nuestros ciudadanos. Y lo hemos demostrado en estos últimos años en los que como consecuencia del Covid, hemos movilizado de forma extraordinaria más de 70 millones de euros para hacer frente a esta crisis sin precedentes. Así, hemos ayudado con 24 millones de euros a autónomos, pymes y profesionales a salir adelante y hemos dado cobertura, con otros 24 millones de euros, a la prestación de servicios sociales por parte de los consistorios. Y lo seguimos estando ahora impulsando nuevas ayudas para contrarrestar la crisis energética que está ahogando a muchas empresas y familias. Además, en 2022 pusimos en marcha dos campañas de Bonos Consumo dotadas con 9 millones de euros cada una para impulsar a los pequeños comercios y ayudar a los consumidores ante la subida de precios de la cesta de la compra. Este año activaremos otra campaña y vamos a destinarle 20 millones de euros.

En su esfuerzo de promoción económica y apoyo a los municipios ¿Ha contado la Diputación con suficiente apoyo de la Generalitat Valenciana y del Gobierno central?
La provincia de Alicante se ha encontrado con el desprecio y ninguneo del Gobierno de Pedro Sánchez y con el silencio de la Generalitat Valenciana y de su presidente Ximo Puig. Alicante es la quinta provincia de España en población y una de las que más aporta al PIB y, sin embargo, es uno de los territorios que menos inversión tiene en los Presupuestos Generales del Estado, además de la infrafinanciación que desde hace años sufre esta provincia.
Esto significa menos hospitales, menos colegios e institutos y menos capacidad para hacer frente a la emergencia social y a las necesidades de las empresas y de los profesionales. Siendo esto así, el gobierno tripartito de la Generalitat insiste en quitarle competencias a las diputaciones para restar autonomía a las provincias.
Y todo ello a pesar de que desde la Diputación de Alicante estamos, en muchos casos, asumiendo competencias que no nos corresponden y que la administración autonómica desatiende. Y lo hacemos para asegurar los servicios y las prestaciones necesarias a nuestros ciudadanos y para garantizar la viabilidad de nuestros ayuntamientos, especialmente de los más pequeños, que son nuestra prioridad y para los que hemos quintuplicado la inversión.
Y no sólo es que no contemos con el apoyo del Gobierno para impulsar esta provincia, sino que, más bien al contrario, se dedica a poner palos en las ruedas. Y, desgraciadamente, un buen ejemplo es su intención de acabar con el trasvase Tajo-Segura y, con ello, con la fuente de vida y de trabajo de miles de familias que se dedican en el sur de nuestra provincia a un sector primordial como es el de la agricultura. Una agricultura que, no debemos olvidar, constituye la huerta de Europa. Pero, además, es que el trasvase es no sólo un ejemplo de solidaridad entre territorios, sino también un ejemplo de sostenibilidad y respeto por el medio ambiente.

Hay industrias tradicionales en las que Alicante genera mucho empleo, como la del calzado o el juguete. ¿Son sectores con capacidad de innovación?
La provincia de Alicante destaca por el carácter emprendedor e innovador de sus empresarios y profesionales. Y fruto de esta determinación es el éxito de las empresas dentro y fuera de España, y no sólo en el sector de la industria o en el de los servicios, sino que otros como la agricultura o la ganadería están también demostrando su capacidad de adaptación y su apuesta por la digitalización y la tecnología. La economía alicantina es exportadora y lleva décadas adaptándose a los retos de una economía cada vez más global y con continuos cambios propiciados especialmente por la irrupción de nuevas tecnologías.
Y lo que tenemos que hacer desde las instituciones, y es lo que estamos haciendo en la Diputación, es estar a su lado, escuchando y apoyando las iniciativas del tejido productivo. Las administraciones estamos para ayudar, no para molestar.