Bienvenido a Sector Ejecutivo, revista de Economía y Empresas / España, Nº 224 Septiembre de 2017

José Nieto de la Cierva, consejero delegado de Banca March

Juan Comas

En Banca March están especializados en Banca Privada, Banca Patrimonial y Banca de Empresas, con un volumen de negocio de 26.900 millones de euros. Tienen una de las mayores ratios de solvencia de Europa, con un 26 por ciento a septiembre de 2014, la más elevada del sistema financiero español. En cuanto a la captación de clientes, en 2014 se incrementó un 30 por ciento en Banca Privada, y un 20 por ciento en Banca Patrimonial. Es importante mencionar que es uno de los bancos con menor mora del sistema. José Nieto de la Cierva, consejero delegado, indica: “Desde 2009 hemos asistido a un proceso de concentración, saneamiento y reestructuración del sistema financiero español sin precedentes”.

¿Hasta qué punto son importantes para su negocio actual las pymes? ¿Y su actividad de Banca Privada y Patrimonial?
Ya ocupamos una posición consolidada en Banca Patrimonial y Gestión de Activos y tenemos como objetivo duplicar el volumen de negocio de Banca Privada. Nuestra prioridad estratégica pasa por convertir a Banca March en la entidad de referencia en Banca Privada en España, con un modelo de creación de valor a largo plazo y rentabilidad sostenida, al margen de las presiones cortoplacistas de los mercados. En el área de Empresas estamos impulsando un proceso transformador del asesoramiento a la empresa mediana y familiar. Banca March es también una empresa familiar, por eso conectamos y empatizamos con las necesidades específicas que tiene el empresario familiar. Se trata de ofrecer a nuestros clientes, no sólo los servicios de banca tradicional (financiación, cobros y pagos…), sino también toda una gama de productos de asesoramiento corporativo de mayor valor añadido: desintermediación de balance, fusiones y adquisiciones y coberturas de riesgos. Esto lo estamos desarrollando a través de áreas especializadas, como Mercado de Capitales, y de nuestras filiales 360Corporate y March JLT. Pensamos que es un modelo diferencial al de nuestros competidores y que vincula a nuestros clientes mucho más a largo plazo.

Hace poco tiempo Banca March ha cambiado su identidad corporativa. ¿Qué estrategia de negocio hay detrás de ello?
La nueva identidad corporativa evoca nuestra esencia y simboliza nuestra particular concepción del negocio: queremos liderar el concepto de asesoramiento responsable en España sobre la base de una cultura de compromiso, exigencia, esfuerzo, integridad y ambición. El nuevo logotipo, una M formada por tres triángulos, representa la alineación de intereses entre clientes, empleados y accionistas, los tres pilares de la filosofía de negocio de Banca March, y simboliza el crecimiento conjunto.

¿Cómo está posicionada Banca March dentro del panorama bancario español?
En Banca March apostamos por asentar nuestra posición de liderazgo en el ámbito de la Banca Privada y en Banca de Empresas a través del asesoramiento personalizado de alta calidad, apoyándonos firmemente en cuatro principales pilares: compromiso accionarial; oferta de productos y servicios singulares y exclusivos (coinversión, fondos temáticos, private equity, inversión inmobiliaria…); excelencia en el servicio (estamos invirtiendo mucho en tecnología); y capital humano (somos la entidad que más está invirtiendo en formación, 1.000 euros por empleado frente a 600 de media en el sector).

¿Les ha favorecido la reestructuración del sector financiero? ¿Cree que ya se ha completado?
La crisis ha supuesto un profundo ejercicio de saneamiento de balances y capitalización, reducción de la capacidad instalada y mejora de la estructura de financiación. Desde 2009 hemos asistido a un proceso de concentración, saneamiento y reestructuración del sistema financiero español sin precedentes. Respecto a si la crisis ha favorecido a Banca March, jugamos con una gran ventaja: por nuestra manera de hacer banca, no hemos visto comprometida nuestra imagen de marca ni nuestra reputación, sino todo lo contrario, así que hemos salido reforzados. Nuestro modelo de negocio ha sido validado. No haber tenido ningún riesgo reputacional nos ha permitido distinguirnos de nuestra competencia en un momento en que los clientes buscaban seguridad por encima de todo. Por otra parte, tras todo el proceso de concentración que ha experimentado el sector, nos hemos quedado como único banco familiar especializado en rentas altas y gestión de patrimonios.

Banca March fue la entidad española que obtuvo el mejor resultado en los test de estrés de 2010 y 2011. En las pruebas más recientes no fue incluida por tamaño, ¿pero cómo se compara en solvencia con el resto de la banca española?
Por tamaño, efectivamente, Banca March ha quedado excluida de este análisis. De ahora en adelante, sólo las entidades con balances superiores a 30.000 millones de euros van a ser reguladas y supervisadas por una única institución europea, lo que implica que van a ser medidas de forma homogénea y con unos mismos niveles de transparencia. Para que se haga una idea, la ratio de capital de Banca March supera en más del doble al de la entidad que obtuvo la cifra más elevada entre las que se sometieron a este ejercicio.

¿Qué resaltaría de los resultados de la entidad en 2014?
El dato que me hace sentirme especialmente orgulloso es el de captación de clientes. En concreto, en Banca Privada tuvimos un incremento del 30% en 2014, y en Banca Patrimonial del 20%. También destacaría el volumen de patrimonio gestionado. Si hablamos de especialización, somos la tercera entidad en patrimonio gestionado en sicavs. Por último, es importante mencionar que somos uno de los bancos con menor mora del sistema.

[Sigue en la versión impresa]