Bienvenido a Sector Ejecutivo, revista de Economía y Empresas / España, Nº 220 Abril de 2017

Javier Tafur, director del Campus de Madrid de ESCP Europe Business School

Rosa Monedero

La primera escuela de negocios del mundo, ESCP Europe, fue creada en Francia en 1819 por un grupo de economistas académicos y hombres de negocios. Aunque la marca ha evolucionado a lo largo de sus casi 200 años de historia, siempre se mantuvo fiel a sus primeras tres letras, Ecole Spéciale de Commerce e d’Industrie y pronto rebautizada como Ecole Supérieure de Commerce, hasta que en 2009 se convirtió en ESCP Europe. Su alcance internacional ha sido visible desde sus inicios, pues ya en el año 1824 contaba con un 30 por ciento de estudiantes internacionales de 15 nacionalidades diferentes. La enseñanza de idiomas era una parte esencial de su primer plan de estudios, que incluía, además de la gramática francesa, cursos de inglés, alemán y español. A partir de 1825 se enseñaban diez idiomas y los alumnos tenían que estudiar al menos tres de ellos.
Alrededor de un siglo y medio más tarde, ESCP Europe volvió a ser un pionero al crear una escuela de negocios multicampus. Con el fin de responder a la llamada Europea de la escuela, los campus en Alemania y en el Reino Unido se abrieron en 1973, seguido por España en 1988 e Italia en 2004. En el contexto de un mundo cada vez más globalizado, su ambición actual es la de formar directivos verdaderamente europeos mediante el fomento de la relación entre los valores humanísticos y de la educación de gestión, convirtiéndose en una verdadera escuela europea abierta al mundo.

La asignatura pendiente de muchas escuelas de negocios sigue siendo la parte de desarrollo e innovación, sobre todo en el terreno online ¿Qué está haciendo en este sentido ESCP Europe?
Precisamente de la mano de uno de los socios en España, la Universidad Politécnica de Madrid, pusimos en marcha el Executive Master in International Business (EMIB), programa online que permite superar las fronteras del tiempo y del espacio. Que dentro de poco permitirá al alumno escoger la lengua en la que realizar cada módulo. Que insertará módulos digitales en programas presenciales. Y todo ello, con una orientación clara: desarrollar competencias profesionales en la práctica.

ESCP Europe es la escuela más antigua del mundo y se encuentra situada en el ranking de las más importantes, pero ¿en qué se diferencia realmente y en qué sobresale?
En internacionalización y en la exposición multicultural. No es una declaración de intenciones, es nuestra realidad cotidiana. Somos una Escuela, pero con campus en cinco capitales europeas distintas. El claustro, los alumnos, los socios, son absolutamente internacionales. En todos nuestros campus, en los grupos de trabajo, los proyectos de consultoría, etcétera, se trabaja desde la multiculturalidad. Así, desde Europa, nos proyectamos al mundo cada día.

Las escuelas de negocios se miden en la actualidad por los rankings, el del “Financial Times” entre otros. ¿Sirven realmente para valorar la calidad de una escuela de negocios?
Son una métrica más. Permiten medir y comparar diversos aspectos. Mediante los rankings, los alumnos, el claustro, los empleados, etcétera, pueden valorar nuestra posición con respecto a otras instituciones. ¿Son una medida absoluta? No, pero complementa en cierta medida la información que de nosotros recaba la sociedad.