Bienvenido a Sector Ejecutivo, revista de Economía y Empresas / España, Nº 272 Enero de 2022

David Ghossein, director de Ventas y Marketing del Hotel Madrid Marriott Auditorium

Diego Ruiz Cano

Siempre asociamos los viajes con un período vacacional, de desconexión del trabajo y de diversión con los amigos o la familia. Sin embargo, son muchos los que no sólo viajan por placer, sino también por trabajo. Nuestro país ocupa una posición privilegiada en este sector. Según el último ranking de la ICCA (International Congress and Convention Association), España es el cuarto país del mundo en el que más congresos se realizan al año (578), superado por EEUU (934), Alemania (714) y Francia (595). Si nos centramos en las ciudades, encontramos que Barcelona (156) y Madrid (154) ocupan el cuarto y quinto puesto respectivamente, siendo París (237) el destino líder, seguido de Lisboa (190) y Berlín (176).
El turismo MICE interesa, y mucho. Ayuda a desestacionalizar la demanda. Sin embargo, este sector se ha visto afectado directamente por la COVID-19. David Ghossein, director de ventas y marketing del hotel Madrid Marriott Auditorium, analiza la actualidad del sector MICE y los retos que tiene por delante.

De cara al periodo navideño, ¿cómo están respondiendo los clientes a la celebración de eventos?
La celebración de los eventos se ha visto directamente afectada por la nueva variante, se han cancelado la gran mayoría de eventos y, por ende, cenas de empresa. No tanto por las restricciones, pero sí por evitar contagiarse y confinarse.

Tras la pandemia y los ERTE’S, muchos empleados no han vuelto a sus antiguos puestos. El sector reclama profesionales capacitados… ¿A qué se debe este hecho?
Se puede deber a muchos factores. Al pasar mucho tiempo sin trabajar la gente se ha buscado nuevos trabajos, con nuevos retos, más seguridad frente a crisis sanitarias, nuevas habilidades a desarrollar… En fin, muchas variables, que entiendo valoren y decidan coger. A mí, personalmente, me alegra saber que he contado con grandes profesionales en el equipo que han decidido estudiar para aumentar o mejorar conocimientos, y que han tomado el “riesgo” de emprender un nuevo camino sin miedo, pero sí con ilusión y fuerza. Indicador que me clarifica que tienen potencial y ganas de crecer.

¿Cómo se puede atraer a las nuevas generaciones profesionales? ¿Podemos retener el talento?
Hay muchas posibilidades dentro de un hotel, es tarea nuestra actualizar los perfiles; no sólo son los departamentos que todos conocemos, hay necesidad de atraer otros nuevos que aporten estar al día, dar seguridad de higiene, de sostenibilidad, de experiencia del cliente, de mejora del flujo del cliente dentro de un hotel… Hay tantos datos y perfiles que nos pueden ayudar a mejorar la experiencia de un cliente que es cuestión de olvidarnos de la comodidad de lo que lleva años funcionando y actualizar el modelo; es cuestión de cambiar y convencerse del cambio, no realizarlo por estar de moda o estar al día, sino porque se le sacará el rendimiento deseado.

¿El factor de seguridad en los hoteles ha venido para quedarse?
Sí, ha venido para quedarse, la importancia variará según pase el tiempo; podemos ver que a corto plazo ha sido fundamental, a medio, un requisito diferenciador y a largo, puede que sea un basic. Este asunto ya es clave en el desarrollo para nuestro negocio. Tenemos que innovar y ser inteligentes con nuestra salud. La seguridad es un factor determinante a la hora de llevar a cabo un evento. Un aspecto que será determinante para el sector. Por ello, es fundamental la innovación, la inversión y la evolución de los edificios para su mejora en el cumplimiento de todas las necesidades de seguridad y salubridad.

¿Está preparado el sector MICE para adaptarse a las nuevas demandas? ¿Tienen capacidad de reacción?
El sector está formado por muchísimo profesional que ha demostrado a lo largo de los años y más en este, que somos capaces de adaptarnos y con el esfuerzo de todo empresario a poder tener una capacidad de reacción envidiable. El sacrificio ha sido muy grande, desde económicamente a personal, pero se ha visto que todo el sector se ha implicado e ido al unísono. Claro ejemplo de un sector que debe de ser referente para muchos aspectos, no sólo vemos lo que pasa a nuestro alrededor, nuestras miras siempre son globales, y así nuestras acciones. Queremos siempre poder estar listos para cualquier sobresalto y poder dar a cada cliente un poco de nosotros para que pueda sentirse seguro y feliz, la finalidad más básica de nuestro sector.