Bienvenido a Sector Ejecutivo, revista de Economía y Empresas / España, Nº 279 Septiembre de 2022

Julio Castro, consejero delegado de Iberdrola Renovables Energía

Miguel Ángel Romero

Tras más de 170 años de historia, el grupo Iberdrola es actualmente un líder energético global, el primer productor eólico y una de las mayores compañías eléctricas por capitalización bursátil del mundo. Se ha adelantado dos décadas a la transición energética para combatir el cambio climático y ofrecer un modelo de negocio limpio, confiado e inteligente.

¿En qué momento el Grupo Iberdrola ve que el futuro son las energías renovables?
Iberdrola siempre ha estado comprometida con las energías limpias. Ya en los orígenes esta compañía utilizaba el agua como forma de producción hidroeléctrica eficiente, segura y sostenible. Es especialmente hace dos décadas, de la mano de nuestro presidente Ignacio Sánchez Galán, cuando Iberdrola ve la importancia de descarbonizar la economía y la producción energética y se hace líder en energía eólica y fotovoltaica. Hoy es indiscutible la transformación del sector que está haciendo la compañía y es incontestable su papel en la transición energética y de lucha contra el cambio climático.

¿Qué es Iberdrola Renovables Energía, cuándo se puso en marcha y en cuántos países está presente?
Iberdrola Renovables Energía, S.A.U. es una sociedad cabecera de negocios del grupo Iberdrola con domicilio social en España, que realiza las actividades liberalizadas de generación eléctrica y comercialización de energía eléctrica a través de fuentes de energía renovable y que, en consecuencia, tiene por objeto la realización de toda clase de actividades, obras y servicios relacionados con el negocio de producción y comercialización de electricidad mediante instalaciones que utilicen fuentes de energía renovables, incluyéndose entre ellas, la producción hidráulica, eólica o fotovoltaica; y proyecto, ingeniería, desarrollo, construcción, operación, mantenimiento de las instalaciones comprendidas anteriormente los servicios de análisis, estudios de ingeniería o consultoría energética, medioambiental, técnica y económica, relacionados con dicho tipo de instalaciones.

¿Cuántos empleos directos tienen en España y en el resto del mundo?
Iberdrola continuará su estrategia de crecimiento sostenible que le ha posicionado como la mayor eléctrica de Europa, después de invertir 140.000 millones de euros en los últimos 20 años y de apoyar con sus compras a más de 19.000 empresas a través de las que genera 400.000 puestos de trabajo. Sólo en contribuciones fiscales, Iberdrola destina 8.000 millones de euros cada año en los más de 30 países donde estamos presentes

¿Hasta qué punto es importante y meritorio valorar las inversiones de empresas privadas como Iberdrola para lograr la descarbonización y luchar contra el cambio climático?
Las inversiones son el motor de la economía, y son las empresas las que, arriesgando su capital, ayudan a la transformación. Iberdrola lleva décadas invirtiendo en renovables, creando oportunidades de futuro y con ello ayudando a la energía nacional y al conjunto del mundo con un entorno más limpio y sostenible. Mientras todavía algunos se empeñan en quemar combustibles fósiles, nosotros aprovechamos el viento, el sol y el agua. Lo que necesitamos son trámites administrativos más rápidos, por supuesto sin perder garantías de respeto ambiental, pero si queremos acelerar las renovables, también hay que acortar los plazos burocráticos. Un parque que se construye en meses tiene años de trámites.

¿En qué posición está ahora la energía hidroeléctrica?
La energía hidroeléctrica es una fuente limpia, renovable, libre de emisiones y autóctona que aprovecha la fuerza del agua al caer por un salto o desnivel para producir electricidad. Dentro de este tipo de generación, se encuentran las centrales hidroeléctricas de bombeo, el método de almacenamiento energético a gran escala más eficiente que existe en la actualidad.

¿La eólica y la fotovoltaica seguirán siendo el futuro?
Por supuesto, y ganarán aún más peso en el futuro. Hace años no se confiaba en que la eólica nos fuera a dar más de un 10% del mix energético, y hay días en los que con mucha diferencia es la primera forma de producción.

El pasado 18 de julio se ha inaugurado el complejo de Támega en Portugal. ¿Qué nos puede decir del mismo, aparte de ser una de las iniciativas energéticas más importante del país vecino?
Con una capacidad de 1.158 MW, el sistema electroproductor del Támega es capaz de almacenar 40 millones de kWh, equivalente a la energía que consumen 11 millones de personas durante 24 horas en sus hogares, convirtiéndose en uno de los mayores sistemas de almacenamiento de energía de Europa.
Esta gran obra de ingeniería, en la que han trabajado varios miles de personas, evitará la importación de más de 160.000 toneladas de petróleo al año, consolidándose como motor socioeconómico y de creación de empleo en la región. Tres presas, tres centrales y un futuro parque eólico híbrido lo convertirán en un proyecto sobresaliente.