Bienvenido a Sector Ejecutivo, revista de Economía y Empresas / España, Nº 299 Junio de 2024

Román Latorre García, director general de Sobi España y Portugal

Paloma Serrano

Sobi es una compañía sueca, con sede central en Estocolmo, y sus origines datan de 1930 en el área de la bioquímica. En 1980 la compañía inicia los primeros ensayos y la historia sigue hasta hoy en día donde la organización de Sobi abarca más de 30 países, ofreciendo tratamientos a pacientes en más de 70 países de todo el mundo. En el caso de España, Sobi está presente desde el año 2006, donde empezó con un equipo que no ha parado de crecer hasta hoy.

Recientemente ha sido nombrado director general de Sobi para Iberia. Háblenos de los grandes retos que se ha marcado a corto y medio plazo.
Me gustaría empezar destacando el gran equipo que forma Sobi, tanto en la vertiente personal como profesional. Desde el momento en que me uní, pude percibir los valores y la cultura compartida que nos define como compañía y como equipo: la búsqueda de respuestas a los desafíos y necesidades de las personas con enfermedades raras, así como el apoyo a los profesionales de la salud y las administraciones que trabajan en el ámbito de las enfermedades raras. Me siento plenamente identificado con estos valores y es un orgullo trabajar por el propósito de la compañía: transformar la vida de los pacientes con enfermedades raras.
Como compañía estamos en un momento muy emocionante y de gran responsabilidad. El año pasado lanzamos dos nuevos fármacos. Este mes acabamos de lanzar otro y, si todo sigue su curso, el año próximo esperamos contar con dos más. Todas son terapias con el potencial de transformar la vida de pacientes con enfermedades raras y tenemos el reto de que nuestra innovación llegue a todos aquellos pacientes que se pueden beneficiar de ella.
Para que esto sea posible, el activo más importante que tenemos como compañía es nuestro equipo. Para nosotros es clave el crecimiento continuo de nuestro equipo, tanto mediante el desarrollo profesional de nuestros miembros actuales como a través de la incorporación de nuevo talento. Esto es crucial para asegurar que nuestros innovadores medicamentos para enfermedades raras lleguen a todos los pacientes. El talento será clave en el crecimiento de nuestra compañía y nuestro objetivo es convertir a Sobi en el mejor lugar de trabajo para aquellos que comparten la misión de mejorar la vida de los pacientes con patologías poco frecuentes.

¿A qué se dedica prioritariamente la compañía?
Como biofarmacéutica internacional focalizada en desarrollo de tratamientos innovadores para enfermedades raras, nos centramos en las áreas terapéuticas de Hematología e Inmunología y, también, en Specialty Care.
Además, al margen de los tratamientos, en Sobi nos dedicamos a buscar respuestas a los retos y demandas de las personas con enfermedades raras, los profesionales sanitarios y las administraciones. Nuestro propósito es transformar la vida de las personas con enfermedades raras y cada día nos dedicamos a dar un paso más en esa dirección.

¿Cuáles son los tratamientos que aporta Sobi al mercado español?
Tenemos tratamientos en las áreas terapéuticas de Hematología e Inmunología y, también, contamos con una serie de productos de Specialty Care.
En Hematología, somos líderes en hemofilia, donde contamos con tratamientos para la Hemofilia A y B. En los últimos años, hemos expandido nuestra serie de productos para cubrir un espectro más amplio dentro de la hematología con tratamientos para la Trombocitopenia Inmune Primaria (PTI) o Hemoglobinuria Paroxística Nocturna (HPN).
El campo de la inmunología ha sido durante mucho tiempo el corazón de lo que hacemos en Sobi, permitiéndonos adquirir una amplia experiencia durante muchos años. Contamos con tratamientos para enfermedades autoinflamatorias, la amiloidosis familiar por transtiretina o el síndrome de quilomicronemia familiar. También ofrecemos terapias especializadas para enfermedades genéticas, metabólicas e inflamatorias, tanto para la población adulta como infantil, en enfermedades como la tirosinemia hereditaria tipo I o la alcaptonuria.

¿Cómo combaten ustedes las Enfermedades Raras de las que se ocupan?
Innovando con nuestros tratamientos y ofreciendo respuestas a las necesidades de los pacientes con enfermedades minoritarias. En Sobi valoramos enormemente la importancia de acercarnos a aquellos que viven con estas patologías. Es fundamental entender sus necesidades y comprender el impacto que estas enfermedades tienen en los pacientes y sus familiares. Promovemos la colaboración entre todos los actores clave para mejorar la calidad de vida de estas personas y abordar sus desafíos de manera efectiva.
Es por ello, que desde nuestro programa “acERca de las enfermedades raras” trabajamos por acercarnos a esa realidad y conocer las necesidades de los pacientes a nivel social, educativo, laboral o familiar. Reconocer estas implicaciones desde una perspectiva integral nos permite acercarnos a los pacientes y brindarles un enfoque completo, multidisciplinario y coordinado de su enfermedad.